Una de las mejores prácticas es realizar revisiones periódicas en los hornos industriales para evitar problemas de combustión y control, bajo desempeño operativo, componentes descontinuados e incumplimiento de las normas de seguridad.

Además no realizar estas inspecciones te impide aprovechar las más nuevas tecnologías en la industria y contar con datos sobre tu operación para mejorar procesos y programar mantenimientos predictivos.

Es por ello que en este artículo queremos hablarte sobre lo que se realiza en una auditoría de hornos industriales y los diversos problemas con los que puede ayudarte.


Contenidos de este artículo:
¿En qué consiste una auditoría?
Problemas que puedes resolver con una auditoría


¿En qué consiste una auditoría?

Al realizar una auditoría podrás contar con lo siguiente:

  • Revisión del cumplimiento de tus sistemas con la norma de seguridad NFPA 86.

  • Estudios de eficiencia energética y uso de combustible.

  • Inspección del estado físico actual de tus equipos y componentes del sistema de combustión.

  • Implementamos las mejores prácticas en la lógica de seguridad de tus sistemas de combustión.

  • Medición de emisiones de gases de combustión.

  • Reportes de nuestros hallazgos y recomendaciones de seguridad o mejoras.

  • Cotizaciones en campo de nuevos componentes para optimizar tus hornos.

 

Problemas que puedes resolver con una auditoría

1.- Baja productividad o baja calidad de procesos productivos.

Lo primero a revisar sería el estado físico y operativo de los componentes del horno, tales como las válvulas de control, quemadores, turboventiladores, controladores de temperatura, termopares, etc.

Posteriormente realizar un survey para validar que se logró la mejora buscada y la resolución del problema en los componentes de combustión/control. 

2.- Mala uniformidad de calentamiento en la pieza que da como resultado una baja calidad y productividad.

La solución dependerá del tipo de horno en cuestión:

Horno de baja temperatura: Hay que medir el flujo y velocidad del aire de recirculación. Revisar cómo se está recirculando el aire enfocándose en el tema de inyección y recirculación.

Horno de alta temperatura (el resto de los hornos): En estos equipos típicamente se trata de un tema de puntos fríos y calientes. Hay que realizar surveys y colocar termopares en el horno para localizar los puntos calientes / fríos y conforme a los hallazgos ajustar la combustión, reacomodar la carga, todo para mejorar la uniformidad.

3.- Consumo de gas fuera de lo óptimo en tus hornos

En el caso de hornos intermitentes podemos simular los procesos de calentamiento contando con los siguientes datos:

  • Medidas del horno
  • Tipo de producto a calentar
  • Cantidad de quemadores
  • Capacidad térmica instalada

Contamos con un software (CFD), el cual nos permite modelar el proceso y correr ciclos computacionales para revisar posibles ajustes de consumo que nos ayuden a optimizar la operación.

Además revisamos si está bien calibrado el quemador, el estado de los equipos de combustión y corroboramos posibles filtraciones de aire.

4.- Evaluar la tecnología instalada de tu horno para recomendar actualizaciones

Para quienes cuentan con hornos de hace 15 o 20 años, lo más probable es que en ese tiempo hayan salido al mercado nuevos equipos de control, PLC, sistemas de aislamiento, válvulas de control, recuperadores de calor, quemadores regenerativos, etc.

La tecnología avanza cada año y siempre será recomendable actualizarse para mantener tu eficiencia o incrementarla.

En Nutec Bickley somos especialistas en hornos industriales y sus diversos componentes, acércate a nuestros asesores calificados para conocer más sobre todos los servicios técnicos para hornos industriales que tenemos disponibles para ti. 

Autor: Luis García, Gerente de Servicios y Refacciones

Tecnologia avanzada en calentamiento tratamiento térmico y secado